Dones para la vida

YO ESTOY AQUÍ (33º Domingo A – Mt 25,14-30 / Prov 31,10-13.19-20.30-31 / 1Tes 5,1-6)

El evangelio de este domingo nos habla sobre talento. ¿Qué hacemos con cada talento que Dios nos ha regalado a nosotros? ¿Los arriesgamos o los enterramos en la tierra para que no producen frutos? Nos merecemos esos talentos. El talento que Dios nos da es como un regalo especial. Y este regalo, debemos usarlo para la vida. Así como alguien nos hace un regalo, lo disfrutamos, lo usamos y lo mostramos a los demás. ¿Por qué no hacemos lo mismo con nuestros talentos que son regalos más grande y valioso que Dios nos da a nosotros? ¿Por qué no arriesgamos y mostramos lo que somos?

Todos tenemos características y virtudes que nos definen y que muestran a los demás nuestras capacidades. Hay gente que tiene capacidad de hablar, de organizar, de dirigir un grupo. Hay gente que tiene la capacidad de escuchar, de convocar a otras personas para reunirse. Dios nos pide que las pongamos al servicio de nuestra vida y de los demás. Porque si la tierra fértil no se planta, no sirve para nada. Si los frutos no se recogen, mueren y no sirven para nada. Porque si no nos damos aunque sea un poco a los demás, si no compartimos lo que somos y lo que tenemos, estos morirán. Y todos los talentos que Dios nos regala deben ser utilizados para el bien común.

Los filósofos griegos, decían, “porque el bien, la bondad, la justicia, la belleza, y la amistad eran y son cualidades, características que no podían quedar encerradas en nosotros sino que tenía y que tiene que salir a relucir al exterior”. Si tuvieras un auto lindo, ¿lo dejarías en el garaje, no lo usarías? ¿Si tu no lo usarías, para que lo quieres? Así también el don y talento que Dios nos regala, tenemos que usarlo para nuestra vida personal y para servir a los demás para el bien de la comunidad.

Ojalá que los talentos que Dios nos regala, los usemos en la vida cotidiana. Que no los enterremos como hicieron algunas personas en su vida.

Miguel Kein svd
Parroquia Sagrado Corazón, Picún Leufú-Neuquén

Etiquetas: . Bookmark the permalink.

Comments are closed.