Marcha de los Pueblos Originarios

Leemos en la Constitución Argentina que nuestro país es Plurinacional y Pluricultural. Los Pueblos Originario preparándose al Bicentenario de nuestra Patria han organizado una marcha desde todo el país para llegar a la Plaza de Mayo y demostrar que no son el pasado, que existen y que han resistido más de 500 años y seguirán resistiendo por su derecho a ser.

El día 12 de mayo desde tres distintos lugares partieron las columnas de los Pueblos Originarios para llegar a la Capital Federal el día 20.

La primera columna (Columna NOA) partió desde La Quiaca (Jujuy) pasando por la capital de esta provincia, luego por Salta, Tucumán, Santiago del Estero, Córdoba y Rosario. En cada uno de estos lugares se organizaron las manifestaciones y ritos a la Madre Tierra (Pachamama).

La segunda columna (Columna NEA) partió de Posadas (Misiones) y paso por Resistencia (Chaco) Roque Sáez Peña (Chaco), Tostado (Santa Fe) y Rosario donde se unificaron a la primera columna para seguir caminando juntos hacia la Capital.

La tercera columna (Columna SUR) salió de dos distintos lugares; Mendoza y Bariloche para unirse en Neuquén y realizar su marcha por los derechos por Alto Valle, Viedma, Bahía Blanca, Tres Arroyos y Mar del Plata para unirse finalmente a las dos primeras columnas en la Capital Federal.

Hoy por hoy, en nuestra patria hay más de 30 naciones ancestrales, solo 18 son reconocidos por el Gobierno. Esta enorme riqueza cultural, representa, más de 20 idiomas preexistentes al castellano; Cosmovisiones milenarias que a pesar de más de cinco siglos represión religiosa mantienen el vínculo y la interdependencia con los mundos naturales; normas de justicia y convivencia que permite mantener un Sistema Comunitario de vida, en muchos territorios donde no llega el estado.

Desde este año trabajo en el Centro de Investigaciones que pertenece al Instituto de Culturas Aborígenes (Córdoba). Principios de mayo un curaca (cacique) de Comechingones, este pueblo comparte con nosotros muchos trabajos, nos pidió acompañamiento en el recibimiento de la columna primera que partió de la Provincia Jujuy. Así el día 17 de mayo, a la tarde, estuvimos en la Av. Sarsfield preparando la llegada de los Pueblos Originarios. Al momento de la llegada, cuando todavía faltaban unas 5 cuadras al lugar de la manifestación, partimos en una columna al encuentro.

En la Provincia de Córdoba, actualmente se encuentran 6 comunidades de los Comechingones. Todos juntos recibimos a Nuestra Visita. Los caciques de distintas comunidades intercambiaron sus saludos y besos y juntos seguimos caminando hacia el lugar preparado para los discursos. Toda la manifestación fue dirigida por Salas, Coordinador del Movimiento Campesino Indígena. Cerca del lugar del escenario se encuentra una pequeña plaza con el espacio verde, es ahí donde los jefes de distintos Pueblo hicieron una rogativa con ofrendas a Pachamama, entre tanto en la Avenida los demás disfrutaban de música y baile típico de Jujuy. Se presentaron en esta marcha unos 6 mil indígenas, según los cálculos de Crónica TV. Estaban presentes los Pueblos: Kolla, Chané, Pilagá, Diaguita, Quilmes (muchos piensan que ya no existen) y los lugareños Comechingones. Por ser una cantidad muy elevada, solamente uno por provincia pudo expresar sus dolencias y presentar las propuestas de su pueblo.

Toda la manifestación comenzó con unas coplas cantadas por los mayores de las Comunidades Kolla. Luego dos curacas (caciques) Comechingones les dieron la bienvenida en las Tierras Cordobesas. De todos los oradores pude rescatar las siguientes propuestas:

La decisión política inmediata para que se realice el reconocimiento y restitución a los Pueblos Originarios y sus comunidades de tierras que se encuentren en las manos del Estado.

Para que se ordene la mensura y titulación de todos los territorios indígenas; como paso inmediato de la aplicación urgente del “Programa de Relevamiento Territorial” – Ley 26.554, bajo el marco legal vigente.

Se pide la oficialización de las lenguas indígenas en la enseñanza primaria y secundaria.

La reparación económica para generar políticas de desarrollo con identidad.

Recuperación de la historia y cultura de los Pueblos Originarios.

Protección del medio ambiente y recursos naturales. No a los desmontes y discriminada explotación minera.

Al final se pide la eliminación del calendario oficial el feriado del 12 de octubre denominado “Día de la Raza” y promover las fechas sagradas de los Pueblos Originarios.

Estos son los puntos más importantes que pude rescatar durante la manifestación.

En principio no pensé a escribirles estas líneas, pero en los Medios de Comunicación Social casi no se digo nada, se paso por arriba toda la manifestación.

Vivimos en la época de profundos cambios en la sociedad desde lo cultural. Los medios buscan más informaciones comprables para tener éxito en la venta del producto. De esta manera, los temas de los derechos de la libertad personal en los casos como homosexualidad, aborto y sus derechos son más importantes que la lucha por sobrevivir.

Estamos viviendo en una época de consumismo, materialismo que se centra en Yo y no en la sociedad y los valores positivos. Por eso decidí escribir de lo vivido y visto en esta marcha. El mundo, como lo dice san Juan en el Prólogo, prefiere las tinieblas, le cuesta escuchar la verdad, preferimos ocultarla y con eso nuestras falencias, nos quedamos así contentos, pero nos olvidamos que la verdad nos ilumina y nos unos pasos más adelante. De este modo el lema de los Pueblos Originarios cuenta; “Caminando por la verdad, hacia un Estado plurinacional”.

Todos nos alegramos de que nuestra Patria está de fiesta, el Bicentenario no se festeja todos los años, pero presentando los logros y caídas del país no podemos ocultar unas cosas y sacar al pedestal otras, las que nos conviene. Son pocas celebraciones del festejo que nos hablan de los nativos y sus costumbres, los marginamos o simplemente no reconocemos. Esta marcha demostró a las grandes urbes un pueblo que existe y forma la parte de esta patria.

Me encontré, en la Plaza Vélez Sársfield de Córdoba, preparando la llegada de la columna, con las personas que ignoraban la existencia de los Pueblos Originarios o algo escucharon una vez que sí existen, pero sólo esto. Se sorprendió el pueblo cordobés con la marcha tan colorida de distintas culturas del Noroeste Argentino. Qué bueno era ver las personas que se acercaban felicitándonos.

Gracias a Dios no todo está perdido, sólo falta la concientización, si no lo hace el Gobierno ni los medios, somos nosotros los que tenemos que transmitir estas noticias.

P. Wieslaw Wisniewski svd

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.